15 dic. 2009

Si no pueden tener un animal, ¿por qué lo tienen?



Esto es lo que me llevo preguntando un par de días. Desde hace casi una semana que veo (o veía más bien), a un caballo, solo en un descampado, atado a un cuerda a un árbol muerto…

Allí estaba el pobre, solo, sin agua o comida y casi sin moverse. Pensé que el dueño lo había dejado ahí solo por ese día, pero no, al día siguiente volví (saco por ahí a mi perro), y el caballo seguía allí… Día y noche.
Ayer me decidí a avisar a alguien para que el pobre animal no siguiese así, pero ya fue tarde. Hoy al mediodía he visto cómo sus “dueños” (a los que odiaré toda mi vida), iban guiando al de la grúa municipal hacia el cadáver del caballo.

El pobre animal murió tras soportar una semana atado a un árbol en medio del descampado. Tras soportar casi 40 horas de lluvias ininterrumpidas y rachas de viento helado de 90 km/hora… Murió de frío.

Murió solo, poco a poco, por no poder casi moverse, por no poder comer, por no poder beber, por no poder buscar refugio durante todas esas horas nefastas.

Si no te puedes permitir tener un animal, ¿por qué lo compras? ¿por qué decides tenerlo? Lo veo un acto egoísta que siempre repercute muy negativamente en el animal.

Lo siento si suena duro o fuerte, pero ahora mismo deseo que esos “dueños” del caballo acaben igual que él. Solos a la intemperie, inmovilizados, sin poder comer o beber, incluso sin poder refugiarse de la lluvia y el viento helados.

Desde aquí me gustaría pedir precaución a la hora de regalar animales en Navidad. Por favor, hacedlo con cabeza y con la certeza de que ese regalo podrá tener una vida digna.

Reacciones: